HORMIGAS

Hormiga roja

Se han descrito unas 3500 especies de insectos pertenecientes a la familia de las hormigas. Podemos encontrarlas en todas partes. Su característica prin­cipal es que son animales sociales perfectamente organizados y jerarquizados que viven en colonias. Estas colonias están formadas por una serie de obreras, uno o más individuos reproductores llamados reinas y machos, huevos, larvas y pupas. La estructura de las colonias es lo que se llama “nido”. Estos nidos pueden hallarse bajo tierra, en troncos viejos o dentro de las construcciones.

 

 

Morfología de la hormiga

– La hormiga tiene una cintura característica llamada “nodo” que separa los dos segmentos del cuerpo.

– Sus dos pares de alas son de diferente tamaño, siendo las anteriores de mayor envergadura que las posteriores. Estas hormigas con alas que se ven con alguna frecuencia durante el verano. son tanto machos como hembras que salen en bandadas para celebrar vuelos nupciales. Los machos mueren poco después del apareamiento y la reina es capaz de fundar por sí sola una nueva colonia.

– Las antenas son muy características, ya que en vez de ser lineales, están acodadas. Son muy impor­tantes ya que en ellas se encuentran muchas células sensoriales: gusto y tacto.

– Producen muy diversas feromonas que pueden avisar de peligros, señalar los caminos ya recorridos, para atraer sexualmente al macho, etc. Cuando dos hormigas se encuentran en el campo, frotan sus antenas para reconocerse.

– Las mandíbulas están muy desarrolladas ya que las necesitan para romper alimentos, para cargarlos y transportarlos al hormiguero, para excavar y como arma defensiva u ofensiva.

Biología

Las hormigas tienen metamorfosis completa: huevo, larva, pupa y adulto.

– Las rei­nas o hembras reproductoras sin aparear tiene alas. Las ya fecundadas no. La colonia se establece cuando la reina ya fecundada se desprende de las alas y busca un lugar adecuado para comenzar el nido. La reina se encierra y permanece inmóvil mientras que el primer grupo de huevos, que son casi microscópicos, se desarrollan en su cuerpo. Cuando han madurado, los deposita en el mismo lugar y eclosionan dando lugar a las larvas, que son pequeñas y con forma de pera, blanquecinas y casi transparentes.

Llegado este momento la hormiga reina reabsorbe la parte musculosa que movía las alas, para acumular energía hasta que las primeras obreras no salgan de la pupa y puedan empezar a trabajar y así alimentar a la reina y al resto de las larvas.

– Las larvas pasan al estado de pupa, en el que se parecen a la hormiga adulta, pero ni se mueven ni se alimentan y son de color blanco. En algunas especies están como dentro de un capullo y se les denomina vulgarmente “huevos de hormiga“. En caso de peligro para el hormiguero (nido) se puede ver a las obreras reuniendo todas las larvas y pupas y poniéndolas a salvo.

– Las obreras puede que sean del mismo o de diferente tamaño. En algunos casos está sumamente especificada su función: cuidar el nido, defenderlo, acarrear ali­mento, etc.

– Los machos solamente tienen la función de inseminar a la reina y mueren al poco tiempo de aparearse.

 

Tipos de hormigas comunes:

Hormiga negra o de Jardín (acaulthomyops niger)

Es la más común dentro de nuestros hogares. Suele vivir en el exterior, con nidos debajo de las losas en el jardín, en madera desmoronada o en las capas de aislamiento, penetrando en busca de alimento dentro de los hogares. Les atrae especialmenete las sustancias dulces: azúcar, mermelada, pasteles, etc. Tan pronto como una hormiga encuentra un alimento de esta índole se forma un reguero de ellas que van y vienen el nido siguiendo un trazado regular. Quiere esto decir que la exploradora comunica inmediatamente al resto de la colonia su hallazgo dándoles pequeños golpes con las antenas o haciéndoles participes del festín proporcionándoles una muestra del mismo. Son muy rápidas en la toma de posición de los alimentos .

 

Hormiga faraón (Monomoriun pharaonis)

Es pequeña y tiene un color rojo amarillento. Llegó a Europa en los primeros años del siglo XIX. Es una especie tropical y por lo tanto necesita calor. No puede vivir en casas frías que no tengan de calefacción. Tiene la característica de que en una colonia puede existir más de una reina, y en un lugar propicio y caliente pueden escindirse en varias colonias interdependiendo una de otras y viviendo perfectamente todas en paz.

Esto da lugar a grandes infestaciones.  En los hospitales son especialmente peligrosas, pues pueden transmitir enfermedades y penetran debajo de las gasas, de los vendajes e incluso dentro de las compresas estériles. Son muy persistentes y difíciles de controlar, debido a la gran cantidad de nidos que creean, y a la gran distancia que se alejan de ellos. Además, su pequeño tamaño les permite escurriese por cualquier hendidura o grieta, detrás de la cual forman la colonia. Los adultos sexualmente maduros tienen alas, pero nunca vuelan.